Parecía que no iba a llegar nunca el primer gol de Fernando Torres con la elástica azul del Chelsea, pero finalmente llegó en la tarde de hoy, durante el partido que se disputaba en Stamford Bridge entre los locales y el West Ham United.

“Kid” Torres contempló desde el banquillo el gol de Lampard al filo del descanso y que daba ventaja a los blues. No llegaba la sentencia y Ancelotti decidió cambiar a Drogba en el minuto 76, el elegido sería el español que saltaba con un cuarto de hora por delante para intentar que su afición comience a creer en él.

Durante la segunda parte no terminaba de cerrar el partido ante un rival situado en la zona baja de la clasificación. El estado del terreno de juego estaba cada vez peor por culpa de la lluvia y el balón comenzaba a frenarse en algunas zonas del tapete, mientras tanto el West Ham estaba acumulando ocasiones para conseguir el empate y los de Ancelotti sufrían más de la cuenta para mantener la mínima ventaja en el marcador.

Corría el minuto 84 y Cech sacó de portería en largo, Anelka baja el balón y da un pase a Torres entre los dos defensas, en un pequeño recorte se le queda el balón frenado y saca ventaja ante la zaga rival que ve como Fernando conseguía el primer gol con la elástica del Chelsea.