No ha sido un partido para enmarcar el disputado entre Colombia y Costa Rica. Los cafeteros vencieron por la mínima y sin hacer grandes alardes, no estuvo acompañado ni siquiera por buen juego, pero lo importante eran los tres puntos y fue lo que consiguieron con el gol de Ramos al borde del descanso.

Los costarricenses estuvieron alrededor de una hora con un hombre menos pero aún así mantuvieron el tipo durante todo el encuentro. Sólo Falcao y Ramos se salvaron de una mediocre Colombía que no demostró ser favorita para el título final. Lo más emocionante de la primera parte llegó con la consecución del gol de Ramos al borde del primer tiempo.

Los cafeteros deben encontrar urgentemente un creador de juego, Bolillos debe conseguir ese hombre que suministre de balón a los atacantes para tener más opciones, con el juego falto de conjunción no pueden llegar muy lejos en esta competición.