Hoy me he sorprendido con las declaraciones del “apache” Carlos Tévez en la revista La garganta poderosa, un medio que está editado en un barrio pobre de la ciudad bonaerense. En tal entrevista no se ha cortado ni un pelo el actual jugador del Manchester City, sincero, brusco y realista como la vida misma, se ha mostrado el atacante albiceleste que en estos momentos está en la disputa de la Copa América en su país.

“Si no fuera por el fútbol yo estaría como muchos chicos de mi barrio. Estaría muerto, en la cárcel o tirado por la calle drogado”

“Soy ciento por ciento villero” muchos amigos argentinos saben lo que significan, nuestros lectores españoles deberían saber que los villeros son los nacidos en un barrio de chabolas, en la pobreza más absoluta y en una situación que llega a ser desesperante. ¿Por qué le llaman “apache”? porqué creció en el barrio llamado “Fuerte Apache” uno de los barrios más pobres de la capital argentina y del que gracias al fútbol pudo avanzar hasta ser uno de los mejores jugadores del planeta.

Estas declaraciones engrandecen al jugador y a la persona, alguien que no ha dejado de saber de donde viene y cuales han sido sus principios, es un claro ejemplo para nuestros jóvenes para que se enseñen a no perder sus raíces, los cimientos sólidos con el que se puede hacer una carrera brillante y sólida.